El hermano alegre // Lucía

  De chica me costó comprender el mundo de los grandes, era más lo que me impresionaban, en casi todo orden, que lo que me hacían sentir protegida y acompañada. Dicen que a los niños les hace falta ese marco de contención que los adultos procuran, no sé si es verdad o mentira, a veces…